La digitalización en las gestiones del Estado ha dado sus frutos: el estado ahorró 3500$ al gestionar digitalmente los procesos de licitaciones. Argentina deja atrás el papel. Como resultado han conseguido triplicar la cantidad de ofertantes y reducir los tiempos de contratación. 

Los beneficios de la revolución digital

Según el medio iProUp, hemos podido conocer que el gobierno ha puesto en marcha una plataforma digital para compras y contrataciones que ha desplazado el tradicional proceso en papel. Dicha plataforma lleva funcionando desde hace dos años y medio, y desde entonces se ha contabilizado un ahorro de $3500 millones gracias a la rápida gestión en las licitaciones.

Andrés Ibarra, Vicejefe de Gabinete y Secretario de Gobierno de Modernización, tiene su propia opinión acerca de este hecho:

Estos avances permitieron que se reduzcan los tiempos de contratación en un 25% y que cada vez más proveedores se presenten a los procesos, aumentando el índice de concurrencia y generando mayor competencia” 

Con estos datos en la mesa, Ibarra sostiene que se han cumplido los objetivos con los que inicialmente se impulsó esta revolución digital. Se ha dotado de agilidad a los procesos y a la vez se ha brindado un marco de transparencia dentro de la Administración Pública.

equipo epc

Es necesario replantear la forma de trabajar

La nueva era de la digitalización precisa cambiar de mentalidad y replantear una nueva forma de trabajo. Por ello, casi el 70% de las empresas centrarán su inversión en tecnología en 2019. Una metodología de trabajo colaborativa donde la implicación de todos los integrantes de la cadena de valor son necesarios. Pero sobre todo, el cambio ha de impulsarse de arriba hacia abajo y los directivos han de tomar papel protagonista.

Desde EPC Tracker impulsamos esta transformación tecnológica que tanto necesitan algunas empresas. Conocemos bien el sector de la construcción, sus carencias y necesidades. Mediante el trabajo de programación de nuestro equipo, trabajamos para facilitar las comunicaciones dentro del entorno de trabajo: la programación es el lenguaje que entiende todos los lenguajes.

Argentina deja atrás el papel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *